PYMES

Empezar un negocio no es simplemente rentar un local, se debe tomar en cuenta el presupuesto y nivel de productividad. 

 

Por Yasmín Reyes

Santo Domingo. La microempresa está comprendida de personas en su mayoría de escasos ingresos. Estas iniciativas llamadas micro o pequeñas empresas,  han sido generadas por emprendedores, que se han visto sin empleo  con el fin de complementar o aumentar sus ingresos. Las mismas son parte importante de la economía mundial.

Las pequeñas empresas o microempresas, regularmente poseen de 1 a 6 integrantes aproximadamente. Estas empresas son las más comunes en la actualidad por la facilidad con que pueden ser creadas las mismas.

Varios ejemplos de ellas son: cafeterías, puestos de empanadas, puestos de frutas, venta de ropa online, venta de flores, buhoneros, etc.  

La creación de estas empresas facilita la producción de dinero en personas que no poseen otras fuentes de ingresos y la filtración de dinero extra para quienes las forman como complemento de sus empleos fijos en grandes empresas.

Una de las principales ventajas que se le atribuye a las pequeñas empresas en la Republica Dominicana, es el mayor porcentaje de generación de empleos; por esto son consideradas como una importante red de seguridad de la sociedad.

Una de las principales desventajas, es que sus integrantes tienen falta de conocimientos y técnicas para una productividad más eficiente, además de la dificultad del acceso a crédito.

Recomendaciones.

Al momento de iniciar un negocio debes tomar en cuenta algunos puntos importantes, para que el mismo tenga una estabilidad o durabilidad:

  1. Tener una idea clara
  2. Conocer el mercado
  3. Investigar las necesidades de la zona
  4. Analizar las competencias
  5. Hacer una relación de inversión – ganancias – perdidas.

Nunca olvides que el propósito central de cualquier negocio es producir más y mejores productos y servicios, siempre al menor costo posible, logrando así la preferencia del cliente.