CÓDIGO DE TRABAJO

Un contrato de trabajo es aquel por el cual una persona se compromete, a cambio de una remuneración económica, a rendir un servicio personal a otra

 

Rocío García

Santo Domingo

 

download
Todo empleado debe leer detenidamente un contrato laboral para asegurarse de que las condiciones establecidas están en orden.

Todo empleado debería tener al menos un mínimo de conocimiento de los diferentes tipos de contratos labores que existen en República Dominicana, esto permitirá que el trabajador  no sea engañado por su empleador a la hora de firmar el contrato de trabajo y evitar así que se lesionen sus derechos adquiridos en el Código del Trabajo.

Un contrato de trabajo es aquel por el cual una persona se compromete, a cambio de una remuneración económica, a rendir un servicio personal a otra, bajo la dependencia y dirección inmediata o delegada de éste.

Estos contratos pueden ser por tiempo indefinido; de duración limitada o determinada; por cierto tiempo; para obras o servicios determinados y contrato por temporadas.

 El contrato por tiempo indefinido se trata de realizar un trabajo permanente, éste tiende a satisfacer las necesidades que son propias y habituales de la empresa y se ejecuta todos los días laborables.

Cabe destacar que en los primeros tres meses de trabajo, el empleado podrá ser desahuciado (cancelado de la empresa) sin que el empleador tenga que pagarle preaviso ni cesantía. Sin embargo, durante esos tres primeros meses de trabajo el empleador tiene que cumplir con todas las obligaciones que le impone el Código de trabajo, por lo que tendrá que pagar al trabajador el salario mínimo de Ley, respetar la jornada de trabajo, pagar las horas extras, otorgar el descanso semanal, entre otros.

Mientras que el de duración limitada o determinada es aquel se basa en cubrir la necesidad temporal del empleador, para intensificar la producción o cuando los trabajos corresponden a circunstancias accidentales de la empresa.

En tanto, los contratos por cierto tiempo son aquellos sólo pueden firmarse en los siguientes casos: si es conforme a la naturaleza del servicio que se va aprestar; si tiene por objeto la sustitución provisional de un trabajador en caso de licencia, vacaciones o cualquier otro impedimento temporal, y si conviene a los intereses del trabajador.

Sin embargo, existe un contrato que terminan sin responsabilidad para el trabajador ni para el empleador. Se trata del contrato para obras o servicios determinados, el cual es el que sólo se utiliza cuando la naturaleza del trabajo así lo exige.

Pero si el trabajador labora sucesivamente con el mismo empleador en más de una obra determinada, entre las cuales no exista un período mayor de dos meses, se estima que existe entre ellos un contrato de trabajo por tiempo indefinido.

Por último está el contrato de trabajo por temporadas, que son los relativos a trabajos que por su naturaleza sólo duran una parte del año.

Éstos terminan sin responsabilidad para las partes, pero si el trabajo se extiende por un período mayor de cuatro meses, el empleado tiene el derecho de recibir la «asistencia económica» establecida en el Artículo 82 del Código de Trabajo.

Estos trabajos tienen lugar principalmente en las labores de siembra, corte y recolección de productos agrícolas, cuyos cultivos se realizan en ciertas estaciones o temporadas del año.