Hablamos  de valores en todos los sectores de la sociedad;  la familia, las iglesias, las empresas están  hablando de “crisis de valores” algunos lo descrPicture4iben como una degeneración  de las nuevas  generaciones. La principal causa de rotación o pérdida de productividad  que lleva como consecuencia la la salida del personal  ya sea voluntaria o forzosa en las empresas son las actitudes de las personas; la falta de compromiso a un contrato laboral verbal o escrito,  trae como consecuencia una serie de incoherencias entre lo que las personas dicen y hacen, y es que lo que no se “escribe” en estos tiempos se olvida a diferencia de las generaciones pasadas que los acuerdos se  sellaban con un apretón de manos o simplemente bastaba la palabra de un hombre.

Es que también la cultura en las personas ha cambiado respecto a los términos laborales; las empresas sumergidas en la voracidad y la innovación de los mercados están dejando la importancia de los valores colgada en las paredes de sus oficinas como un decorativo mas.

La falta de valores de los individuos en las organizaciones es la principal causa de la baja productividad y de pérdida de recursos económicos, y es por ello que las empresas que no  practican su misión y valores, y no invierten en  los procesos de selección y en el desarrollo de las personas hacia la cultura  de su misión en base a sus valores, nunca sabrán el costo que representa la rotación de personal.

El rendimiento y la productividad en las empresas deben ir en coherencia con los valores de la cultura de la organización. El respeto a los valores, tanto de las empresas como el de las personas que trabajan en ella, es fundamental para la estabilidad de las transacciones en las organizaciones, donde existe una relación directa entre; accionistas, empleados, clientes, proveedores.

Es que  todas las transformaciones incitadas desde la revolución industrial hasta la generación net ha provocado un cambio de actitudes y de valores, una guerra del tener en vez del ser. ¿Pero acaso tendremos que replantear escalas de valores? Los valores no son una moda son principios.

El padre de la economía Adam Smith, escribió la teoría del sentimiento moral en la que indicaba que por muy egoísta que pueda ser una persona, existe en su naturaleza unos principios que la hacen interesarse por la felicidad de otras personas. Smith insistió en que ese interés por los demás  implica un “juego limpio” y que la fabrica de la sociedad o los diferentes sistemas se derrumbarían si carecieran de un fundamento ético.